El desfile de Brain & Beast

Listado
by Mara Mariño

Ángel Vilda lo ha vuelto a hacer. El diseñador que se encuentra detrás de Brain & Beast acostumbra a poner el punto rebelde e irreverente en Fashion Week Madrid, algo que ha conseguido también con su última colección, Oasis. Sus novedades sumergen en un viaje a través del desierto -que se manifiesta en looks neutros- y el paso al refugio en medio del inhóspito territorio, mediante diseños teñidos de todos los colores. Creaciones que van desde el amarillo, el azul, el verde o el rojo pasando por el rosa, el rojo y el naranja. Sin embargo, lo más poderoso es el mensaje que quiere transmitir a través de su particular Otoño/invierno 2020-2021.

Las redes sociales tienen un peso importante en el discurso de la colección del diseñador, ya que son precisamente los primeros looks los que expresan, mediante prendas con portadas de revistas estampadas, la presión estética y esa felicidad autoimpuesta. También la obsesión por los selfies aparece en la pasarela en forma de guiños como un 'me gusta' a modo de print. "Hay muchas referencias a la tecnología -por ejemplo con estampados de Whatsapp-, a los likes, a las redes sociales al culto y a la estética", explica Ángel Vilda a HOLA.com. En cambio, la selección colorida, refleja la originalidad y alegría sin un aparente denominador común con mezclas de estampados de todo tipo, ya que para el director creativo lo fundamental es resaltar la individualidad de cada look

La firma con base en Barcelona es conocida por su lado reivindicativo, el mismo que ya forma parte del ADN de sus desfiles con la irreverencia de los logotipos que aparecen, en esta ocasión, en sus propuestas de sesgo tecnicolor. También las prendas se ven afectadas. Camisas, gabardinas, cazadoras vaqueras, sudaderas... todos los básicos del armario se reinterpretan con dobleces, aberturas o, directamente, al ser deconstruidas. Los logos de conocidas marcas experimentan una reconversión con mensajes contradictorios, un discurso que proclama, en sus palabras, "desde la ironía y desde el sarcasmo, pero sobre todo desde el sentido del humor". Otro detalle a destacar son las referencias al estilo de los años 50, con formas y tonalidades que reflejan la inocencia y fantasía de la época. Ese paréntesis de paz donde la felicidad analógica se expresa con la ropa colorida. "No es necesario relacionarnos a través del móvil. El 'oasis' es dejar el móvil y empezar a quedar con tus amigos", afirma el diseñador cuando habla de sus propuestas para el invierno que viene.