Ana Locking reivindica los volantes para el día y la noche

Diseñadores y firmas

Listado
by Luis Javier Merino

Tras los desfiles de Samsung EGO con las jóvenes promesas de la moda, Ifema inaugurar sus desfiles principales con los diseñadores consagrados. Ana Locking ha sido la encargada de abrir esta jornada de la 69ª edición de Fashion Week Madrid con una colección que toma como referente la historia de Kaspar Hauser, una de las fábulas más enigmáticas de la Europa del siglo XIX. Perdido durante más de una década y solo acompañado de su caballito de madera, cuenta la leyenda que este joven alemán apareció en las calles de Nuremberg cuando ya contaba con 16 años y complemente ajeno al desarrollo en sociedad. 5 años después sería asesinado misteriosamente de una cuchillada.

La historia se convierte en hilo conductor de la colección así como de metáfora para el mensaje que se quiere transmitir: la falta de comunicación en las comunidades presentes. Todo ello, con recursos que toman como referente un guiño al futurismo de sociedades rendidas a tecnologías virtuales como la recreada en la película Matrix.

En cuanto a tendencias, Ana Locking presenta un otoño-invierno 2019-2020 en el que triunfan los volantes que realzan bajos, hombros y mangas. Tanto en prendas de día como de noche, aportan volúmenes románticos que contrastas con tejidos de mucha prestancia. Ornamentos que se combinan con flecos y aplicaciones de cristal y paillettes que huyen de líneas minimalistas. No faltan en su pasarela una línea más comercial que encuentra su principal apuesta en jerséis de punto con hombros relajados y motivos estampados que reproducen el nombre de Kaspar Hauser o recrean ese juguete de madera que le acompañó durante su cautiverio. Terminó el desfile con un look muy simbólico compuesto por capa roja inspirada en Luis XIV y un mono nude que recreaba con bordados esa cuchillada que terminó con la vida del alemán.